Archive for 22 julio 2008

h1

Regresa la Lucha libre a Xela

julio 22, 2008

Chola Power

Chola Power

 

La lucha libre, también es conocida como Pancracio o pankration, tiene su origen en la antigua Grecia y según Wilkipedia era uno de las principales competiciones de las Olimpíadas en los años 500 antes de Cristo.

 

En México

Desde hace más de 100 años este deporte ha tenido un desarrollo al estilo de espectáculo, especialmente en este país donde la lucha libre se ha convertido en un deporte folclórico, por el uso de máscaras y trajes llamativos, al mejor estilo de los desfiles de Hollywood.

 

En EEUU

A propósito del Hollywood otro lugar donde la lucha se desarrolla como espectáculo es en Estados Unidos por medio de la WWF.

 

En Bolivia

En los últimos meses se ha puesto de moda la lucha libre entre cholitas, que son mujeres nativas de ese lugar que utilizan el famoso traje típico de esa región andina. Las mujeres indígenas arriba del ring son un fenómeno que ha enloquecido a las masas populares de este país.

 

En Guatemala

La Lucha libre profesional también existe en la actualidad en la capital del país, entre estas está la Arena Guatemala-México en la zona 12 de esa ciudad, en la que han desfilado luchadores  como Voltrón, Esqueletor, la Hija de Madame Xandú, además de Máscara de Plata y el Super Muñeco una copia de su homologo mexicano.

 

En Xela

En la ciudad de Quetzaltenango, en este 2008 resurge el espectáculo de la lucha libre, gracias al entusiasmo de un grupo de luchadores locales.

De esa cuenta hicieron revivir la antigua arena Quetzal, (antes existieron Coliseo Altense y Arena Maya) y pues algo que si hay que resaltar es la participación de luchadores quetzaltecos.

En Guatemala, México y la WWF, entre otras tienen la característica de que los golpes son fingidos, más que nada el teatro, que hace enloquecer a la afición de este deporte, sobre todo con sus vuelos espectaculares y las sorpresas que semana a semana arman los promotores.

Anuncios
h1

El carro de don Chente

julio 12, 2008

Por Jorge Mario García VisitaXela.tripod.com

 

Las personas estaban sorprendidas y se preguntaban cómo las llantas se guiaban por la carretera entre el lodo y la tierra.

Era el carro Hudson, con placas número 10.  Fue el primer vehículo que llegó a Huehuetenango en 1926, y era propiedad de don Vicente López, quien en compañía de sus amigos recorría todo el país en este automóvil.

Los años pasaron y don Chente murió, pero el Hudson aún sigue ahí como fiel testigo de la historia de este gran departamento.